¿Vale la pena montar un plato ovalado? Un repaso a las ventajas que pueden ofrecer

Con las transmisiones monoplato reinando sin competencia en las modalidades de XC y Maratón y la gran mayoría de bikers profesionales haciendo uso de platos ovalados en sus bicis, muchos son los aficionados que se plantean dar el salto a los platos ovales. ¿Qué ventajas tienen este tipo de platos respecto a los convencionales? ¿Mejoran la acción del pedaleo? ¿Valen para cualquier ciclista? Las preguntas son muchas y variadas, y por ello nada mejor que un interesante resumen con las principales ventajas que supone montar un plato ovalado.

La función principal de los platos ovalados es la de mejorar el momento de fuerza del pedaleo, tanto en su parte efectiva (empuje del pedal) como inefectiva (tirar del pedal). El ovalamiento del plato asegura una mejor eficiencia en el pedaleo respecto a un plato redondo y, por tanto, es la principal ventaja respecto a este último.

En TodoMountainBike: ¿Vale la pena montar un plato ovalado? Un repaso a las ventajas que pueden ofrecer
Bielas Rotor Kapic con plato ovalado Q-Ring. ©Rotor Bike Components

Otra gran ventaja de los platos ovalados es que también mejoran la entrega de potencia. Gracias a un pedaleo más suave y constante, sin puntos muertos, los platos ovalados aprovechan entre un 5% y 6% más los vatios generados por el ciclista, lo que se traduce en un aumento del rendimiento sobre la bicicleta.

La ovalidad de los platos permite a los ciclistas disfrutar de tres medidas de plato en una configuración monoplato, lo que añade otra ventaja más a este tipo de componentes. Un plato ovalado de 32 dientes suele ser el equivalente a rodar con un plato de 30 dientes en la fase de menor ovalidad y de 34 dientes en el punto de máximo ovalamiento.

En TodoMountainBike: ¿Vale la pena montar un plato ovalado? Un repaso a las ventajas que pueden ofrecer
Plato ovalado de AbsoluteBLACK para bielas Shimano XTR M9100. ©AbsoluteBLACK

Otro punto a favor de los platos ovalados es que muchos fabricantes especializados los diseñan para ser instalados en diferentes posiciones, cada una de ellas destinada a adaptarse a las necesidades únicas del ciclista. Rotor Bike Components es, con diferencia, el fabricante de los platos ovalados más adaptables del mercado.

Obviamente, no todo son ventajas en los platos ovalados. Entre los principales inconvenientes se encuentran la necesidad de un período de adaptación que, dependiendo del ciclista, puede resultar más o menos largo; una mayor dificultad de ajuste y configuración, sobre todo en modelos con múltiples posiciones; y que no todos los ciclistas consiguen adaptarse a los mismos, ya sea por falta de asesoramiento, por impaciencia durante el período de adaptación o por algún tipo de problema físico o hábito fuertemente arraigado.