GENERAL/

Recogida de firmas para evitar la prohibición de circular en bicicleta por caminos de menos de tres metros en el Parque Nacional de Guadarrama

A principios de 2017, IMBA España, la división nacional de la International Mountain Bicycling Association, tuvo acceso al borrador del PRUG (Plan de Regulación de Uso y Gestión) del Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama y, fruto de ello, denunció ante el colectivo ciclista las intenciones de los gobernantes de la Comunidad de Madrid: prohibir el acceso a bicicletas de montaña en caminos de menos de 3 metros de anchura.

En TodoMountainBike: Recogida de firmas para evitar la prohibición de circular en bicicleta por caminos de menos de tres metros en el Parque Nacional de Guadarrama

¿Por qué un nuevo PRUG para el Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama? ¿Por qué una prohibición tan drástica dirigida a los ciclistas de montaña? Porque la administración de la Comunidad de Madrid, en lo que concierne a la Sierra de Guadarrama, nunca ha fomentado el ciclismo de montaña como una actividad legítima dentro del Parque Natural. Precisamente uno de los motivos de la creación de IMBA España fue debido a la alarmante y continua amenaza por parte de la administración de acotar el acceso a la bicicletas en la sierra madrileña.

El más reciente borrador del Plan de Regulación de Uso y Gestión del Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama, ya aprobado y a la espera de las últimas alegaciones por parte de terceros antes de convertirse en una fatal realidad, aumenta las restricciones para ciclistas de montaña prohibiendo el acceso a los mismos en caminos de menos de 3 metros de anchura, además de prohibir el acceso a ciclistas que hagan uso de bicicletas eléctricas si no se trata de actividades organizadas previamente autorizadas.

En TodoMountainBike: Recogida de firmas para evitar la prohibición de circular en bicicleta por caminos de menos de tres metros en el Parque Nacional de Guadarrama

Según establece la Regulación del Uso Público en los Espacios Naturales (PORN) decretada en España, se permite la circulación de bicicletas por todos los senderos y caminos de uso público y tradicionales, mientras que el PRUG que se pretende aprobar para el Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama, ignora la normativa vigente para establecer unas leyes 'fabricadas' a la medida de los intereses de los gobernantes de la Comunidad de Madrid y de Castilla y León, entre ellas acotar el acceso a los ciclistas y, sin embargo, permitir la caza en el Parque Nacional, entre otras barbaridades.

¿Cómo se puede evitar que el nuevo PRUG del Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama se haga realidad? Firmando la petición promovida por IMBA España que irá dirigida a los Directores Generales de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid y de Castilla y León con un mensaje muy claro: los ciclistas quieren seguir montando en bicicleta por la Sierra de Guadarrama por donde siempre han ido, respetando a los demás usuarios y sin molestar a la fauna ni deteriorar la naturaleza.