General

El Revolution Bike Park del Reino Unido cierra indefinidamente por una enfermedad en los árboles

La clausura se debe a que los alerces del parque tienen una enfermedad llamada phytophthora ramorum. Por ley, en el Reino Unido, todos los alerces del parque deberán ser talados, limpiados y luego replantados.

El Revolution Bike Park, situado al otro lado de la frontera con Gales, en Llangynog dentro del valle de Tanat, anuncia el cierre de las instalaciones de forma indefinida a partir del 3 de enero de 2023. La clausura se debe a que los alerces del parque tienen una enfermedad llamada phytophthora ramorum. Por ley, en el Reino Unido, todos los alerces del parque deberán ser talados, limpiados y luego replantados.

En TodoMountainBike: El Revolution Bike Park del Reino Unido cierra indefinidamente por una enfermedad en los árboles
Revolution Bike Park.

Cierre del Revolution Bike Park

Los alerces son un género de árboles de la familia de las pináceas, también llamados comúnmente lárice, que contiene unas trece especies. Son árboles caducifolios, con hojas aciculares, suaves, verdes, cuyas agujas se vuelven amarillas y caen a finales de otoño, saliendo de los árboles deshojados con el invierno.

La enfermedad que afecta a los árboles del Revolution Bike Park es la phytophthora ramorum, una infección también conocida como muerte repentina del roble, que afecta a las especies de roble y a otros árboles y arbustos causando una muerte rápida. No existe una cura conocida, pero algunos estudios han demostrado que los incendios periódicos ayudan a proteger contra la enfermedad.

En el Reino Unido, la ley obliga a tratar esta enfermedad talando todos los árboles afectados, limpiando el terreno y luego replantando de nuevo. Es fácil imaginar que ante esta situación y lo que viene encima, los responsables del Revolution Bike Park hayan decidido cerrar las puertas de forma indefinida.

Nos han notificado que los alerces tienen una enfermedad llamada phytophthora ramorum. Esta afecta a grandes cantidades de alerce japonés en el Reino Unido y en el extranjero y más de 2/3 del bosque del Bike Park está formado por esta especie de árbol. Como tal, por ley, todos los alerces deberán ser talados y, como resultado, hemos tenido que tomar la decisión imposible de cerrarlas instalaciones indefinidamente, explican desde la administración del Bike Park.

La tala y replantado de los árboles es una tarea que lleva años hasta su finalización, por no mencionar el enorme impacto que tiene en una instalación de este tipo. Aunque aún no estamos seguros de si el cierre será permanente, sin duda lo será. Una cuestión de años, no meses, antes de que podamos tomar decisiones sobre los próximos pasos, si los hay, añaden los responsables del Revolution Bike Park.

Lo último

Más en General