Guía de compra: diez regalos económicos que gustan a cualquier ciclista

Para alguien ajeno al mundo de las bicicletas, elegir un regalo adecuado para un ciclista puede resultar una tarea bastante complicada, más si además la intención es no gastar demasiado dinero en el obsequio. ¿Hay regalos más o menos baratos que a su vez sean del agrado de la gran mayoría de ciclistas? Por supuesto que sí: las siguientes diez ideas económicas son perfectas para regalar en Navidad, o para cualquier otra ocasión.

En TodoMountainBike: Guía de compra: diez regalos económicos que gustan a cualquier ciclista
¿Qué regalar a un ciclista? Diez ideas económicas que siempre gustan.

Diez regalos para ciclistas

1. Unos calcetines térmicos: rodar sobre la bicicleta durante los meses más fríos del año requiere de una equipación adecuada para ello, siendo los calcetines térmicos la opción mejor valorada y más económica para proteger los pies de las bajas temperaturas. Los calcetines de lana de merino o con membrana térmica son los más efectivos, disponibles en tiendas especializadas por un precio de entre 10€ y 25€ según marca, modelo y tejido empleado.

2. Unos manguitos para los brazos: igual que los calcetines térmicos, los manguitos son complementos que mejoran la protección térmica de los brazos de un ciclista sin necesidad de recurrir a un maillot o chaqueta de manga larga. Se trata de un accesorio muy bien valorado por cualquier aficionado a los pedales, además de un producto económico que puede ser encontrado en tiendas con precios que oscilan entre los 10€ y los 30€.

3. Un pañuelo tubular o Buff: un práctico accesorio textil muy utilizado y extendido en el mundo ciclista. Básicamente, es un trozo de tela técnica con forma de tubo destinado a proteger la cabeza y el cuello del frío, del viento y del polvo. Hay pañuelos tubulares de muchas marcas y precios, normalmente situados en un precio de entre 10€ y 25€, con la marca Buff como referencia en este tipo de accesorios.

4. Un soporte frontal para GPS: los ciclocomputadores con GPS de marcas como Polar, Garmin o Wahoo son los más extendidos en el mundo del ciclismo, siendo muy difícil encontrar a un ciclista experimentado que no haga uso de alguno de estos dispositivos de entrenamiento. Un soporte frontal de manillar compatible con estas marcas siempre es una opción bien recibida por cualquier aficionado. ¿El precio? Entre 10€ y 30€ según marca y modelo.

5. Un guardabarros para la bicicleta: es un accesorio muy útil, además de económico, para evitar que el barro ensucie al ciclista mientras rueda por terrenos húmedos. Marcas como Ass Savers, Zéfal o SKS, entre otras, cuentan con un amplio catálogo de modelos, en muchos casos con un precio máximo de 15€.

6. Una luz trasera para la bicicleta: un regalo que además de gustar, puede incluso salvar la vida. Hay luces traseras de muchas marcas y precios, aunque es posible encontrar dispositivos LED de alta visibilidad y numerosas funciones desde 15€.

7. Un libro de temática ciclista: si el ciclista en cuestión es además un aficionado a la lectura, no hay regalo más acertado que un libro de temática ciclista. En editoriales especializadas como Libros de Ruta tienen una amplia selección de títulos con precios a partir de 7,95€.

8. Una experiencia ciclista: las cajas de experiencia se han convertido en uno de los regalos estrella cuando no se sabe que comprar exactamente. FinisherBox es una empresa especializada en cajas de experiencia para amantes del deporte, concretamente para ciclistas, corredores y triatletas. Tiene experiencias muy completas con opciones a partir de 29,95€.

9. Una pulsera identificativa personalizada: en caso de urgencia o accidente, un ciclista debería estar siempre correctamente identificado para facilitar la labor a los equipos de emergencia y autoridades pertinentes. En este contexto entran en juego las pulseras identificativas, un práctico accesorio para llevar bien visibles los datos necesarios en caso de necesitar ayuda. ¿Una buena elección? Las pulseras de Safesport ID, por citar algún ejemplo, son completamente personalizables y tienen un precio de entre 19€ y 21€.

10. Una crema protectora para badana: la gran mayoría de ciclistas profesionales hacen uso de este tipo de ungüentos, aunque para muchos ciclistas principiantes son algo todavía por probar. Cremas como Okole Stuff, Assos o Muc-Off proporcionan una protección extra en la piel frente a rozamientos e irritaciones, previenen infecciones e, incluso, son capaces de aliviar los síntomas de unas hemorroides leves tanto sobre el sillín como fuera del mismo. ¿El precio? Por debajo de los 15€ para los formatos de tamaño pequeño o medio.

Este sitio web utiliza cookies analíticas, persistentes y de terceros con la finalidad de prestar una mejor experiencia de uso a los visitantes del sitio. Si continúas navegando consideraremos que estás aceptando su uso. No obstante, puedes cambiar la configuración de las cookies u obtener más información. Acepto | Quiero saber más