11 cuadros, 11 años: el museo de los recuerdos de Cam McCaul

Una fila de 11 cuadros de Trek en el garaje de Cam McCaul. Cada uno de ellos corresponde a un año en su carrera en el slopestyle, de 2004 al 2014. Estos cuadros son un reflejo de sus mejores y sus peores momentos: victorias fabulosas, vídeos audaces y los accidentes y lesiones más graves. Cada uno de ellos captura una parte de lo que fue durante un periodo de tiempo concreto.

Cuando McCaul decidió explicar la historia que había detrás de cada cuadro en una entrada de su canal de YouTube, no era consciente de los muchos momentos que había olvidado. Cada día miraba los cuadros y recuperaba pequeños destellos de sus recuerdos. Al desenterrar grabaciones, digitalizando, en ocasiones, filmaciones antiguas grabadas en DVD, y editar vídeos, dio forma a su historia.

En TodoMountainBike: 11 cuadros, 11 años: el museo de los recuerdos de Cam McCaul
Cuadros Trek en el garaje de Cam McCaul.

Recuerdo que tenía solo 18 años y no tenía ni idea de lo que se avecinaba. Además del ciclismo propiamente dicho, en esos momentos, y solo con verme hablar, era evidente que aún tenía mucho que aprender, explica McCaul. En la actualidad, el biker tiene 35 años y se considera demasiado viejo para seguir practicando slopestyle y freeride. A pesar de ello, su carrera profesional refleja claramente la historia de esta disciplina del ciclismo.

Cuando apareció el slopestyle, solo era un adolescente. La primera bicicleta que aparece en el vídeo es una Session 77 que Trek había fabricado exclusivamente para él porque la compañía no disponía aún de una gama de bicicletas de slopestyle. Enseñó la bicicleta en Drop In, un programa de televisión sobre MTB, haciéndose un nombre, gracias a su talento para el espectáculo y su simpatía, mientras recorría la Columbia Británica y daba también a conocer a la antecesora de la Ticket S.

La bicicleta favorita de Cam es su Remedy de 2006, ya que fue el año en el que empezó a destacar. Aparecía en una de sus películas favoritas, la primera parte de New World Disorder VII y ganó varios concursos. Su acabado resplandeciente aún luce, a pesar de los golpes y abolladuras que sufrió durante ese año. El cuadro fue siempre el favorito de McCaul, pero el vídeo lo ayudó a recordar su larga trayectoria.

Lo que más me asombró fue la gran cantidad de eventos que se celebraban en un solo año. Sin embargo, las lesiones me impidieron competir a pleno rendimiento algunas temporadas. A veces, me recuperaba y volvía a la competición y, otras, me ponía en forma justo para grabar un vídeo. Eso era básicamente lo que hacía en un año, recuerda McCaul.

Este sitio web utiliza cookies analíticas, persistentes y de terceros con la finalidad de prestar una mejor experiencia de uso a los visitantes del sitio y de ofrecer anuncios personalizados. Si continúas navegando consideraremos que estás aceptando su uso. No obstante, puedes cambiar la configuración de las cookies u obtener más información en nuestra Política de Cookies. Acepto | Quiero saber más