General

Iago Garay, operado de urgencia (tres veces) por un aneurisma cerebral

Por el momento Iago Garay permanece ingresado en el hospital, aunque por suerte los médicos le han confirmado que se recuperará al 100% y volverá a tener una vida normal.

Durante el fin de semana del 3 y 4 de junio, Iago Garay fue uno de los corredores participantes de la Copa del Mundo de Enduro que se celebró esos días en Finale Ligure (Italia). Todo iba bien hasta que, de pronto, Garay comenzó a sentir un gran dolor de cabeza hasta el punto de tener que bajarse de la bici y tumbarse en el suelo esperando asistencia médica.

Según ha explicado él mismo en las redes sociales, tuvo la suerte de tener un gran equipo de médicos cerca y en menos de una hora ya estaba en la sala de emergencias de neurociencia del hospital Pietra Ligure, donde descubrieron que tenía un aneurisma en el cerebro.

Iago Garay, operado de urgencia (tres veces) por un aneurisma cerebral
Iago Garay en el hospital. Foto: Iago Garay / Instagram

Un aneurisma cerebral es una protuberancia o abombamiento en un vaso sanguíneo del cerebro. Aunque su origen no está muy claro, los expertos creen que los aneurismas cerebrales se forman y crecen porque la sangre que fluye por el vaso sanguíneo ejerce presión sobre una zona débil de la pared del vaso.

Los aneurismas cerebrales son bastante comunes, pero la mayoría de ellos no son graves, en especial si son pequeños. No suelen producir síntomas ni causar problemas de salud. El principal problema es que, si se rompen, ponen en riesgo la vida muy rápidamente y requieren de tratamiento médico inmediato.

Iago Garay ha necesitado tres intervenciones quirúrgicas (dos el mismo fin de semana y otra más unos días después) para eliminar su aneurisma cerebral. Por el momento permanece ingresado en el hospital, aunque por suerte los médicos le han confirmado que se recuperará al 100% y volverá a tener una vida normal.

El sábado 3 comencé mi día en Pietra Ligure como cualquier otro. Estaba disfrutando. Cuando llegué a algún lugar a mitad de camino, de repente comencé a notar que algo estaba un poco fuera de lugar. Mis oídos comenzaron a zumbar y algo así como a estallar. Todo lo que pude hacer fue acostarme en el suelo y pasar por lo que fue lo más doloroso que he experimentado en mi vida. Tuve la suerte de tener un gran equipo de médicos cerca y en menos de una hora estaba en la sala de emergencias de neurociencia del hospital Pietra Ligure donde descubrieron que tenía un aneurisma en el cerebro. Necesité dos cirugías durante el fin de semana y otra días después, pero hasta ahora los médicos están seguros de que saldré al 100% y volveré a tener una vida normal, explica Iago Garay en las redes sociales.

Ahora en portada

Más en General