Competición

Victor Koretzky enojado con la UCI tras el Mundial de XCO: "Es como si en carretera te dejan 5 km de ventaja sobre el pelotón"

En caso de que la UCI no hubiese introducido ningún cambio en la normativa, Pidcock probablemente no habría ganado la carrera y Koretzky se habría podido colgar una medalla.

El cambio de normativa que la UCI se sacó de la manga apenas unas horas antes de la celebración del Campeonato del Mundo de XCO sigue acaparando titulares. Para los lectores más despistados, la Unión Ciclista Internacional decidió, un día antes de la prueba, cambiar la normativa que define las posiciones en la parrilla de salida causando un gran revuelo mediático y el enojo de algunos de los mejores corredores de la disciplina.

Victor Koretzky enojado con la UCI tras el Mundial de XCO: "Es como si en carretera te dejan 5 km de ventaja sobre el pelotón"
Victor Koretzky en el Campeonato del Mundo de XCO 2023. Foto: Piotr Staron (@staron_photo)

Koretzky terminó cuarto tras una gran remontada

Concretamente, la nueva norma permitió a los ciclistas clasificados entre los 10 primeros de cualquier clasificación mundial individual de la UCI de cualquier disciplina de ciclismo, situarse entre los puestos 33 y 40 de la parrilla.

De este modo, Mathieu van der Poel pasó de ser prácticamente el último en la salida a un puesto de parrilla muy mejorado, con Tom Pidcock también saliendo desde la quinta línea de la parrilla, al igual que Peter Sagan, este último sin siquiera estar en el Top-10 de la clasificación individual de Carretera.

Victor Koretzky fue uno de los corredores afectados de forma negativa por este cambio de última hora en la definición de la parrilla de salida, ya que pasó a estar detrás de Tom Pidcock, que a la postre ganó la carrera y se proclamó campeón del mundo de XCO de este 2023.

Koretzky terminó en cuarta posición tras protagonizar una remontada épica desde su puesto de salida, igual que hizo Tom Pidcock. El problema es que, en caso de que la UCI no hubiese introducido ningún cambio en la normativa, Pidcock probablemente no habría ganado la carrera y Koretzky se habría podido colgar una medalla.

Al menos así lo reflejó el ciclista francés en unas declaraciones realizadas al diario galo L'Équipe tras terminar la carrera: No es justo, es un asco, no tengo otras palabras. Es como si en carretera te dejan 5 km de ventaja sobre el pelotón. Estoy decepcionado, he demostrado ser casi tan fuerte como él (Pidcock), el esfuerzo que tengo que hacer al principio de la carrera para llegar hasta delante es el que no puedo hacer al final de la carrera. Esto ha llegado a un nivel repugnante.

Ahora en portada

Más en Competición